Inicio

Indispensable que delegaciones tengan Atlas de Riesgos: PVEM

La secretaria de Ecología del PVEM-DF, Angélica Chacón Ruiz, exhortó a las autoridades metropolitanas para que unifiquen criterios en la forma que se deben prevenir desastres a consecuencia de fenómenos naturales.

Para ello, propuso promover la existencia de un Atlas de Riesgo en cada delegación política, a fin de reconocer o prever problemas ocasionados por alguna contingencia, como la caída de árboles, taludes, hundimientos, inundaciones, encharcamientos, deslaves de barrancas y derrumbes.

Asimismo, sostuvo que estos mapas servirán para señalar áreas altas del bosque, cuyo riesgo primordial son los incendios, por lo que es importante contar con un Atlas de Riesgos por cada delegación política.

Recordó que recientemente el GDF renovó su Atlas de Peligros y Riesgos, pero no sirvió de garantía para que exista un plan en las 16 delegaciones políticas.

Hasta ahora, afirmó, sólo las delegaciones Álvaro Obregón, Miguel Hidalgo, Iztapalapa y Milpa Alta, cuentan con la previsión que comprenden acciones de Protección Civil, además de identificar las zonas de riesgo hidrometeorológico y geológico, determinación del impacto para la población por fenómenos naturales, definir políticas de prevención, mitigación y atención de emergencias a fin de resolverlos.

En cuestión de transporte público, comentó la pevemista, habrá que establecer la reingeniería de rutas, además de indicar proyectos sobre estacionamientos subterráneos y parquímetros; el manejo del aforo vehicular que incluye viajes y tipo de usuarios, bases de taxis y usos de suelo, entre otros aspectos.

Por su parte, Samuel Rodríguez Torres, secretario general del PVEM-DF, urgió a las autoridades del GDF para dejar trazada la ruta de cooperación con las delegaciones políticas, a fin de crear disposiciones regionales que puedan reducir la vulnerabilidad en miles de sitios catalogados como de alto riesgo en el DF.

Asimismo, el líder pevemista capitalino urgió combatir el robo de objetos del mobiliario urbano para venderlo y ser reciclado. “Está situación ha producido múltiples accidentes vehiculares, pero recientemente cobró una víctima, un hombre de 53 años, que en medio de una lluvia y debido a la inundación, no vio una coladera abierta en Insurgentes Sur, y falleció ahogado al caer”, lamentó Rodríguez.

Ante ello, demandó a la SSP-DF una mayor vigilancia del mobiliario urbano, pues los delincuentes han encontrado un modo fácil de obtener dinero al robar las tapas de las coladeras, sin que hasta ahora a la fecha existan detenciones esos ladrones.

ShareThis