Inicio

Exige ALDF a Profeco revele ‘lista negra’ de gasolineras

La titular de la Procuraduría Federal del Consumidor (Profeco), Leticia Martínez Rodríguez, tiene la obligación de difundir la “lista negra” de gasolineras que, de acuerdo al Programa Anual de Verificación y Vigilancia 2014, realizado por dicha dependencia, despachan litros incompletos de combustible en la Ciudad de México, exigieron diputados locales y federales del PRD ante la Diputación Permanente de la ALDF.

​Aseguraron los perredistas que la Profeco cuenta con los medios de difusión necesarios, para dar a conocer la “lista negra” de estaciones de servicio que incurren en la venta fraudulenta de gasolina, “porque de no hacerlo esta institución se convertiría en encubridora de los gasolineros abusivos y dejar en la indefensión a los consumidores”, comentaron.

​En conferencia, los diputados locales Esthela Damián Peralta, Efraín Morales López y Daniel Ordóñez Hernández, así como el diputado federal Carlos Augusto Morales –que por cierto labora más en Donceles que en San Lázaro, donde ni sus propios compañeros lo conocen--, aseguraron tiene la obligación de difundir a esas estaciones de servicio que incurren en la venta fraudulenta de gasolina.

​Entre los medios de comunicación con que cuenta la Profeco para difundir dicha “lista negra”, citaron como ejemplo la Revista del Consumidor, tanto en su forma impresa como en línea, en televisión y radio, “los cuales se producen en los estudios de la misma Procuraduría cada semana y son transmitidos en tiempos oficiales”, sostuvieron.

​Además, calificaron de incompleto y parcial el informe que rindió la Profeco, sobre las 866 visitas de verificación que realizó a diversas estaciones de servicio del país en los primeros seis meses de este año.

​Destacaron que el reporte, “no sólo mantiene en reserva la ubicación de las gasolineras que defraudan al consumidor, sino que además no especifica la cantidad del combustible robado y el monto económico al que asciende”, dijeron.

​De allí que consideraron insuficiente y “tibia” la forma en la que la Profeco procedió ante estas irregularidades durante la inspección de 12 mil 141 instrumentos de medición, lo que derivó en la inmovilización de dos mil 265 mangueras, “cuando había casos de reincidencia donde ameritaba la clausura definitiva o el retiro de la concesión”, denunciaron.

​Asimismo, observaron que de las 379 estaciones que operan en el DF, la Profeco sólo visitó 142 durante el primer semestre del año; es decir, el 37 por ciento del total, lo que provocó que la verificación resultara por demás insuficiente.

ShareThis